21 de diciembre de 2006

De cómo Blackberry ha contaminado la Web 2.0

Suena: E-Nonime - Mitternacht

Blackberry (Web oficial, Wikipedia) es un fabricante de dispositivos móviles que ha implantado un estandard de facto en el mercado de las comunicaciones móviles. La capacidad de sus dispositivos de enviar y recibir correo electrónico en tiempo real y en cualquier localización, sin tener que depender de la sincronización con un ordenador les situó en una posición del mercado que no han desaprovechado ni ellos ni las telefónicas.

Los operadores de telefonía, viendo un filón en este tipo de dispositivos, los ponían a disposición de sus clientes, quienes debían contratar una "tarifa plana" que les permitía enviar y recibir cuántos mensajes de correo electrónico quisieran, siempre a través de su Blackberry (obviamente, no era un dispositivo "libre", sino que sólo se podía usar con el SIM de un determinado operador de telefonía) y usando la aplicación que estos dispositivos llevaban incorporada.

De este modo, al correo electrónico móvil en tiempo real se le llamó, directamente, Blackberry, fuera ese el fabricante del dispositivo móvil o no. Actualmente, y dado que sólo la canadiense Research In Motion puede usar el término "Blackberry", otros fabricantes han empezado a ofrecer aplicaciones similares en sus dispositivos bajo el nombre "real mail" u otros similares.

Hasta aquí, esta entrada tiene poco que ver con la Web 2.0 y mucho con la movilidad. La relación entre unos y otros la ha proporcionado las corporaciones de la Web 2.0 y, en especial y como siempre, Google. Dos servicios de los proporcionados actualmente por Google han sido diseñados específicamente para explotar las posibilidades de comunicación por correo electrónico de los dispositivos Blackberry.

El primero de ellos es Google Docs & SpreadSheets, que ofrece a sus usuarios la posibilidad de iniciar un nuevo documento de texto mediante el envio de un email a una dirección de correo única (y suficientemente complicada de recordar) para cada usuario. El texto del mensaje o el contenido adjunto (en caso que éste estuviera en formato .doc, .rtf, .odt o .sxw) se convertirá inmediatamente en un nuevo fichero de Google Docs. En el caso de las hojas de cálculo, acepta formatos .xls y .ods).

El segundo es Blogger Mobile, con un funcionamiento algo más complejo que el anterior, pero que permite publicar entradas en un blog "mobile" mediante MMS o (y aquí vuelve a aparecer Blackberry) correo electrónico enviado a go@blogger.com desde el dispositivo móvil. Tanto en el caso del MMS como en el del e-mail, se pueden enviar imágenes adjuntas (tomadas, claro, con la cámara del dispositivo móvil en cuestión).

No sé si el correo móvil web es el futuro de la integración de las comunicaciones móviles y la Web 2.0, pero parece ser que es el presente. Y es que los operadores de telefonía se han limitado a proporcionar tarifa plana de correo electrónico móvil, que es en lo que se basa en funcionamiento de los servicios anteriores.

Si en un futuro cercano las operadoras reales o las nuevas operadoras virtuales (yoigo.com ha sigo la primera de ellas en establecerse en España) ofreciesen tarifa plana para cualquier tipo de datos, estas comunicaciones podrían hacerse mediante otras tecnologías (AJAX, una midlet J2ME...) que mejorasen la interacción y la usabilidad de los sistemas actuales. Además, permitirían implementar funcionalidades adicionales que no pueden implementarse mediante el limitadísimo correo electrónico móvil, como la revisión, la re-edición y la colaboración.

La tecnología y los conocimientos están disponibles :). Sólo falta la buena voluntad de las grandes empresas :(